Els “guapos” també són més intel·ligents

Fernando Mateos-González,Unitat Associada CSIC-MCNB d'Ecologia Evolutiva i de la Conducta

L’últim article publicat a la revista Biology Letters (Royal Society of London) per la Unitat Associada CSIC-MCNB d’Ecologia Evolutiva i de la Conducta, concretament per Fernando Mateos-González, Javier Quesada, estudiants de doctorat i Joan Carles Senar, cap del Departament de Recerca del Museu , ha estat escollit per la prestigiosa revista Nature com un dels articles que val la pena llegir.

En Fernando Mateos des de l’altra banda de l’Atlàntic, Alabama, ens en fa cinc cèntims del seu estudi:

No sólo atractivos, también listos


Male Siskin, Carduelis spinus
Mascle de Carduelis spinus

¿En qué te fijas primero a la hora de elegir pareja? Si eres un ave –y tienes la suerte de elegir- la respuesta a esta pregunta suele ser : “¡En el color del plumaje!”.

Tiene sentido: El plumaje de un ave puede reflejar cualidades del individuo tales como su salud, su resistencia a los parásitos, su grado de dominancia… Además, mantener un plumaje atractivo cuesta! Los colores más deslumbrantes (rojos, amarillos, naranjas…) se basan, en su mayoría, en unos compuestos denominados “carotenos”. Estos compuestos no pueden ser sintetizados por el propio organismo. Son fabricados por las plantas y, para adquirirlos, es necesario hacerlo a través de la dieta. Las aves granívoras los encuentran en las semillas de las que se alimentan, mientras que un ave insectívora se decantará por otros “envases”, como, por ejemplo, una oruga que, a su vez, encontró esos carotenos en las hojas de un roble.

Medida de la banda amarilla alar. Foto: Joan Carles Senar

Dado que el color del plumaje depende, en gran medida, de estos compuestos, es lógico pensar que un individuo vestido con un lustroso plumaje sea considerado “hábil” encontrando alimento.  Y esta capacidad para encontrar alimento, en el mundo de las aves, es un importante aspecto a tener en cuenta en la elección de pareja (bueno, y no sólo en las aves: No somos pocos los que siempre acabamos siendo conquistados por el estómago…). Sin embargo, este vínculo entre color y habilidad para conseguir alimento, a pesar de su lógica, no había podido aún demostrarse directamente.

En el Laboratori de Natura del Museu de Ciències Naturals tratamos de hacerlo mediante un experimento con machos de lúgano (Carduelis spinus). El lúgano es un ave de pequeño tamaño,  granívora (de las que encuentran sus carotenos en semillas…), parecida al jilguero. Las hembras de lúgano escogen pareja basándose en el plumaje. Concretamente, sienten especial atracción por una banda amarilla que resalta en el ala del posible candidato, y machos con bandas amarillas de mayor longitud son altamente cotizados. Presumiblemente, estos machos están informando, a través de sus bandas amarillas, su capacidad a la hora de encontrar alimento.

Para demostrarlo, lo que hicimos fue plantear un problema a machos de lúgano de diferente atractivo.  El reto consistía en acceder a los piñones que había en un recipiente parcialmente obstaculizado con palillos entrecruzados. Para conseguir los piñones, el diestro lúgano debía retirar primero al menos uno de los palillos que bloqueaban el recipiente, moviendo el palillo de lado a lado hasta lograr extraer  algún extremo del palillo del orificio lateral en el que estaba insertado.

Diseño experimental. Foto: Fernando Mateos-González
Éxito! Foto: Fernando Mateos-González

Los resultados fueron concluyentes:  Los lúganos con bandas amarillas de mayor longitud, independientemente de su edad, tamaño o posición social en el grupo, resolvieron el problema más rápido que aquellos menos ornamentados.

Mediante este experimento hemos podido demostrar que una señal sexual, basada en carotenos, está informando sobre la habilidad de su portador a la hora de conseguir alimento. Por tanto, la hembra del lúgano, al fijarse en esta señal del plumaje, está probablemente seleccionando machos capaces de encontrar alimento de calidad para su descendencia. Pero al mismo tiempo, la evolución puede haber dado una herramienta a la hembra para seleccionar aquellos individuos con un mejor rendimiento cognitivo.

Está claro, puestas a elegir, mejor guapo e inteligente ¿no?

Articles científics :

Impacte de l’estudi als mitjans:

Un estudio demuestra que los pájaros más “sexis” son también los más listos:

One Comment Add yours

  1. Quim ha dit:

    Estudi molt interessant, felicitats!

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *